Fuente: Izquierda Unida Federal 

 

La Comisión de Igualdad del Congreso vota  la iniciativa de Izquierda Unida para crear una subcomisión que estudie una profunda reforma de la ley de interrupción del embarazo

 

La Comisión de Igualdad del Congreso de los Diputados debatirá y votará hoy jueves 18 de septiembre, la iniciativa parlamentaria presentada por el coordinador general y diputado de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, a través de su Grupo Parlamentario de IU-ICV- ERC para crear en su seno una subcomisión que avance en una profunda reforma de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo. 

El objetivo de este grupo de trabajo es, tal y como señala el texto original presentado por IU, estudiar la reforma de la actual ley en vigor para intentar “por un lado, cubrir las deficiencias detectadas en la vigente ley, y de otro, incorporar nuestro sistema jurídico a los de nuestro entorno más cercano, en los que de forma mayoritaria protegen la libre decisión de las mujeres para interrumpir su embarazo en las primeras semanas de la concepción”.

 

 Llamazares valora que “tras 23 años de vigencia de esta obsoleta norma, estamos ante la mejor oportunidad para acabar con las enormes insuficiencias para garantizar la protección jurídica y médica de las mujeres y los profesionales sanitarios que se han sometido o realizado dichas prácticas, como ha quedado demostrado en los últimos meses de forma palmaria”.

Izquierda Unida se felicita de que el PSOE “haya cambiado su planteamiento y rectificado el bloqueo que durante la pasada legislatura ejerció sobre este asunto. Pese a todo, es una buena noticia que el Grupo Socialista haya acabado copiando, en algunos puntos literalmente, la propuesta que IU registró el pasado mes de abril para crear esta subcomisión, incluido el que tenga cabida en la Comisión de Igualdad y no en la de Justicia, como pretendían inicialmente”.

Entre las ideas reproducidas ahora por el PSOE de la iniciativa original de IU –que la Mesa del Congreso ya calificó favorablemente el pasado 6 de mayo, con el único voto en contra del PP- está el que la duración de los trabajos de la subcomisión sea “de hasta seis meses desde su constitución”. Los socialistas también repiten el planteamiento de IU de que para la adopción de acuerdos en la subcomisión se aplique “el criterio de voto ponderado proporcional”.

En lo que sí va más allá la propuesta de Izquierda Unida es en establecer que el informe que la subcomisión eleve a la Comisión de Igualdad para su aprobación tras los seis meses de trabajo puedan incluirse “los votos particulares oportunos de los Grupos Parlamentarios discrepantes”. Además, IU propone que cada uno de los Grupos “tendrá derecho a designar hasta un máximo de cuatro ponentes para recabar la información oportuna para cumplir con el objeto de la Subcomisión”.

El objetivo de este grupo de trabajo es, tal y como señala el texto original presentado por IU, estudiar la reforma de la actual ley en vigor para intentar “por un lado, cubrir las deficiencias detectadas en la vigente ley, y de otro, incorporar nuestro sistema jurídico a los de nuestro entorno más cercano, en los que de forma mayoritaria protegen la libre decisión de las mujeres para interrumpir su embarazo en las primeras semanas de la concepción”. En la exposición de motivos del texto de IU se especifica que el derecho al ejercido libre y responsablemente por las mujeres se ve “cuestionado en muchas ocasiones por la voluntad de cualquier persona ajena a ella misma, o por cualquier organización que, desde su intolerancia, han vulnerado la intimidad y la libertad de las mujeres para decidir responsablemente sobre su maternidad, realizando contra ellas y los médicos que le prestan la obligada atención sanitaria, denuncias policiales y judiciales, que las han llevado a comisarías, a juicios y a recibir todo tipo de amenazas que han agravado su situación, no sólo a ellas, sino también a los profesionales que las atienden”.

Gaspar Llamazares recuerda que “existe inseguridad jurídica y se está violando la intimidad de las mujeres. Esta falta de libertad hace que sientan que en una democracia que establece determinados derechos, al final, éstos no son protegidos en el caso de las mujeres con la misma firmeza ni con la misma intensidad que otros, pese a las declaraciones de buenas intenciones que se están realizando, entre otros, por parte del Gobierno”.

El Grupo Parlamentario en el que está encuadrado IU es el único que a día de hoy tiene registrada en el Congreso una Proposición de Ley, completa y articulada, para modificar la actual Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo, que Llamazares presentó en rueda de prensa el pasado lunes. “Esperamos que sirva como documento básico para el debate político que debe producir en los próximos meses”, ha explicado.

La proposición de ley deja abierto conscientemente el plazo de semanas para la ejecución de la interrupción del embarazo para que esta cuestión no monopolice las discusiones y el debate preliminar. Llamazares indicó que debe ser objeto de un amplio análisis entre todos los grupos a través de la subcomisión parlamentaria que se debe crear y con las aportaciones de comité de expertos. No obstante, precisó que IU está en la línea del periodo que ya se contempla en los países de nuestro entorno de la UE “que está en el entorno de las 20 semanas”.

El texto defiende que el Estado dé plena garantía a la mujer que, al margen de su estado civil, edad o nacionalidad, decida interrumpir el embarazo en el marco de un servicio sanitario “normalizado en la red pública”.

La información en todo el proceso es fundamental para IU. Por ello, la mujer deberá recibir todos los datos de las circunstancias sanitarias derivadas de la interrupción de la gestación, de las ayudas y de los centros en los que puede llevar a cabo su decisión. Éstos deberán asegurar su intimidad.

En lo que respecta a los profesionales sanitarios, deberán ser provistos de los instrumentos necesarios para llevar a cabo la interrupción del embarazo con plenas garantías, así como poder objetar de la misma con un procedimiento claro y preciso previa solicitud a la administración competente. No obstante, no se podrá aducir razones de conciencia en los casos en que pudiera incurrir en la responsabilidad de “denegación de auxilio”. <<<<<<<<………………….

NOTA RECORDATORIO: ‘Nosotras parimos, nosotras decidimos!’

Share This