IU señala la IX Asamblea como “el mejor marco para ofrecer soluciones concretas y útiles a los trabajadores” y lo resume en su lema “respuestas por la izquierda

Izquierda Unida avanzó hoy el trabajo que se lleva a cabo de cara a la celebración de su IX Asamblea Federal, los próximos días 15 y 16 de noviembre en la localidad de Rivas Vaciamadrid. Los portavoces de Comunicación de la Comisión Unitaria, Marga Sanz y Adolfo Barrena, presentaron en rueda de prensa el lema ‘Respuestas por la izquierda’, que encabezará todos los trabajos del congreso de la organización política que reunirá a 800 delegados y delegadas.

Barrena y Sanz coincidieron en que la elección de este lema toma su pleno sentido en el hecho de que Izquierda Unida buscará en esta reunión un intenso debate político entre todas las sensibilidades que la componen tras el que ofrecer a la sociedad “respuestas y soluciones para la crisis económica, ecológica y social por la que atravesamos, y todo ello desde la visión netamente progresista y de izquierdas que tenemos”.

El dirigente aragonés Adolfo Barrena destacó la clara voluntad de toda la organización de que la asamblea sirva para “dar salida a una nueva IU que sea útil a la mayoría de la población, más allá de debates internos o de listas. Eso nos une, es el núcleo de esta reunión, y ahí debe estar nuestra fuerza en el futuro”. Añadió que la finalidad es que toda la organización sea “más útil para defender a los más necesitados”.

La dirigente valenciana Marga Sanz, por su parte, destacó que “en estos momentos el capitalismo ha quedado sin respuestas para los problemas que tenemos. La gran crisis del modelo liberal imperante le ha dejado sin respuesta frente a esos grandes problemas que aquejan al conjunto de la humanidad”. No sin ironía, recordó que mientras en Washington “unos celebran su cumbre (la del G-20), nosotros tendremos otra cumbre, que esperamos sea de más utilidad e interés para dar soluciones y poder hacer frente al capitalismo”.

“La crisis evidencia que el libre mercado como paradigma se ha derrumbado. Por eso, frente a esa reconstrucción que el capitalismo quiere hacer en Estados Unidos el 15 y 16 de noviembre, IU sentará las bases de una izquierda para un camino de avance hacia el socialismo”, señaló.

Sanz y Barrena mostraron su total confianza sobre que “Izquierda Unida saldrá reforzada de esta asamblea. Planteamos la refundación de IU y en eso todas las sensibilidades están de acuerdo. Tenemos responsabilidad y también la misma necesidad que en 1986, cuando se fundó la organización, de que haya una clara y representativa fuerza de izquierda alternativa”.

Ambos recalcaron la “absoluta normalidad” con la que se han desarrollado las asambleas previas de las federaciones para culminar la elección de delegados y delegadas -sólo falta por reunirse Esquerra Unida i Alternativa (EUiA) en Cataluña- y el “amplio y constructivo debate político” que ha tenido lugar en ellas.

Los portavoces de la Comisión Unitaria destacaron que este trabajo político es el que ha hecho que no se esté primando el hablar de personas, candidaturas o listas. En este sentido, Barrena se felicitó del “clima y el ambiente mostrado en las distintas asambleas, así como del intento de síntesis y de encuentro” en cada una de las federaciones.

Barrena señaló que este clima constructivo se está trasladando también al debate de los tres documentos políticos que se han pasado al análisis y la crítica de los militantes –tal y como decidió hacer el Consejo Político de IU antes del verano- y que están siendo objeto de enmiendas que se estudiarán y votarán ya en el seno de la asamblea.

En la rueda de prensa se informó también del reparto de los 800 delegados/as por federaciones, que quedó de la siguiente forma: 160 a Andalucía, 24 a Aragón, 65 a Asturias, 20 a Baleares, 14 a Canarias, 15 a Cantabria, 31 a Castilla y León, 29 a Castilla-La Mancha, 39 a Euskadi, 21 a Extremadura, 18 a Galicia, 110 a Madrid, 24 a Murcia, 21 a Navarra, 13 a La Rioja, 46 al País Valencià y 70 a EUiA en Cataluña.

Esta cifra se completa con el denominado Cupo Mínimo de 85 delegados/as, que se reparten entre natos (27), Melilla (16), Ceuta (7), y los de las federaciones exteriores de Bélgica (5), Francia (5), Luxemburgo (5), Suecia (5), Suiza (5) y Alemania (5).

Share This