alejandro aparicio foto

 Alejandro Aparicio Díaz

Co-coordinador d’Esquerra Unida de Palma.

 

13-11-2013

La quiebra de Esquerra Unida de les Illes Balears y la financiación de los partidos 

 

Desde el jueves pasado, los medios de información se hicieron eco del informe del Tribunal de Cuentas de 2011 haciendo referencia a que 17 organizaciones políticas en el año 2011 estaban en situación de quiebra. 


Antes de nada, reconocer la celeridad del Tribunal de Cuentas que en esta ocasión ha conseguido redactar el informe de fiscalización ordinaria de las cuentas de los partidos en menos de dos años, no como en el caso de 2008  que tardó cinco (Infolibre.es 24/9//2013), permitiendo así que todas las irregularidades prescribieran, como contempla la ley.

Esta celeridad, pese a que debería ser el proceder habitual, en este caso, no es casual. Para comprenderla hace falta recordar el contexto y por ello, vamos a recordar qué pasó en febrero de 2013.

  1. La intención de voto de IU se duplicaba respecto a las elecciones de 2011 y se situaba a menos de 9 puntos del PP (Metroscopia para El País 4/2/2013).
  2. IU iniciaba su #QuerellaBárcenas a raíz de los supuestos casos de corrupción en el PP (Izquierda Unida 26/2/2013)
financiacio-grafic-1
  1. Evidentemente el PP se sintió amenazado y contraatacó. Cristóbal Montoro, ministro de Hacienda, lanzó unas indirectas que apuntaban a IU sobre un asunto que en realidad era competencia de IUCM (Diario Crítico 6/3/2013). Lo llamativo es que esta noticia no era nueva, ya se había publicado a finales de enero del mismo año (20minutos.es 27/1/2013), e incluso a mediados de 2012 ya se podía leer que se estaba negociando esa deuda (Público.es 20/6/2012). Igualmente llama la atención la comparativa de la deuda de IU con la de los clubes de fútbol profesional y el doble rasero a la hora de negociar el pago, así como que el foco mediático en febrero lo centraba el coordinador de IUCM, Gregorio Gordo, y que en marzo se centrase en el coordinador de IU Federal, Cayo Lara.

No salió publicado en prensa pero a raíz de estos acontecimientos, el Tribunal de Cuentas empezó a hacer su trabajo y presionó para que las organizaciones políticas entregasen la documentación pertinente de los ejercicios pendientes en tiempo récord. El objetivo, además del control democrático de las cuentas de los partidos políticos, era la devolución del daño que IU estaba provocando mediante la publicación de informaciones que pudiesen afectar negativamente a la imagen de IU.

Imagen de ello es el tratamiento especial que le da El Mundo (El Mundo.es 7/11/2013) a estas organizaciones políticas elaborando un vistoso “ránking” que aparece a continuación:

financiacio-grafic-2



8 de los 17 forman parte del Grupo Parlamentario de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA).

¿Es que estos partidos son peores gestores? ¿Cómo van a gobernar si no saben controlar sus cuentas? Estas preguntas podrían llevar a pensar que el PP y el PSOE son partidos en los que confiar debido al estado de sus cuentas, que son buenos gestores. Sin embargo la explicación es más complicada.

La financiación del PP y del PSOE no es igual a la de IU. Martínez Soler (Se nos ve el plumero; 20 minutos.es 19/11/2005) ofrece algunos datos en los que evidencia que el PSOE se financia de forma notable mediante la condonación de la banca de sus deudas y el PP mediante donaciones anónimas, que son las que ahora están siendo investigadas por presunta financiación ilegal del PP.

En esencia, ambos partidos cuentan con aportaciones millonarias de las grandes empresas o de la banca, o lo que es lo mismo, del Régimen. En comparación con IU, esos partidos juegan dopados porque el Régimen les dopa. Evidentemente que esas donaciones y esas condonaciones no son a fondo perdido ni por un profundo sentimiento filantrópico. Ni siquiera por amistad.

¿Sólo yo encuentro relación entre estas dos noticias?

Otro tipo de relaciones entre los partidos y el Régimen se evidencian en esta noticia:

  • Villar Mir nombra a (Josep) Piqué consejero delegado de OHL (Zoomnews.es 17/9/2013)

    En este artículo se puede leer:
    La relación de Piqué y Villar Mir viene de lejos, de cuando en 1995 Piqué, entonces presidente de Ercros, le vendió Fesa y Fertiberia, la división de fertilizantes de Ercros, a una peseta la acción. Antes de la venta, Piqué dejó las dos empresas saneadas gracias a un crédito del ICO de 8.500 millones de pesetas concedido en 1994. La operación fue el inicio de una tormenta económico política que salpicó al Gobierno de Aznar, del que Piqué formaba ya parte, por un supuesto trato de favor cuando en 1998 el Consejo de Ministros condonó el crédito a Ercros que el propio ministro de Industria había pedido, y otro a Fertiberia.

    1) Piqué pide un préstamo al ICO con el que sanea sus empresas. 
    2) “Regala” sus empresas a Villar Mir
    3) Piqué como ministro consigue que se condone el préstamo que Piqué solicitó.
    4) Villar Mir crea un puesto a medida de Josep Piqué en su empresa como agradecimiento (esto último lo digo yo).


Los partidos que se organizan para combatir a este sistema injusto no gozan del favor del Régimen. No consiguen condonar sus deudas, en el mejor de los casos se refinancian, pero se acaban pagando. No consiguen millonarias donaciones (IU consiguió 15.529€ entre 2009 y 2011 según DialogoLibre.com 9/11/2013). Entonces ¿cómo se financian?

 
En el caso de EUIB mediante

  • las cuotas de la afiliación
  • la ayuda solidaria de IU Federal por ser una federación sin representación institucional
  • las actividades en fiestas y eventos
  • las subvenciones derivadas de elecciones
  • los ingresos derivados de la representación institucional
  • las donaciones solidarias de los cargos públicos, conocidas popularmente como “impuesto revolucionario”. Se trata de unas cuotas pactadas con quienes acceden a los cargos públicos que se destinan a financiar la deuda electoral y la actividad política de la organización.
  • las donaciones de la afiliación y simpatizantes (que son tan contadas como humildes)
¿Cómo genera un partido como EUIB una deuda de 60.000€ como la que publica el Tribunal de Cuentas? En las campañas electorales. Para afrontar cualquier campaña electoral, EUIB solicita créditos a las entidades bancarias de las que es cliente, como Caixa Colonya de Pollença o Sa Nostra. El montante del crédito bancario se calcula en función de la representación institucional prevista por las encuestas. Ni EUIB solicita lo que no podrá pagar ni la banca lo concede. A no ser que sucedan imprevistos, como podría ser un adelanto considerable de las elecciones o el fenómeno del transfuguismo.

Hay que recordar que 2011 fue año electoral por partida doble. En Mayo, municipales y autonómicas, y en Noviembre, generales. Además del aumento del endeudamiento por las elecciones, EUIB arrastraba más de un año de acumulación de deuda. ¿Por qué? Una de las fuentes más importantes de financiación de EUIB – por lo tanto, también de su deuda- se redujo de forma drástica: las donaciones en concepto de “impuesto revolucionario”.

A raíz de la escisión que se produjo en mayo de 2010, encabezada por la dimisión del coordinador general de EUIB (El Mundo 13/5/2010), Esquerra Unida de les Illes Balears perdió la representación en el Parlament de les Illes Balears, en el Govern de les Illes Balears i en el Consell Insular de Mallorca. Las personas elegidas por EUIB para formar las candidaturas del BLOC per Mallorca, abandonaron la disciplina de EUIB pero no los cargos públicos -ni sus emolumentos- que las urnas les confirieron, ni los puestos de alta dirección en los que fueron designados. Posteriormente fundaron un partido político, al margen de EUIB, no integrado en el BLOC per Mallorca, que nadie votó en las urnas, que se jactaba de tener representación en las instituciones.

 
iniciativa carrecs
 

Al abandonar EUIB -e incluso con anterioridad- este grupo de cargos públicos dejaron de ingresar en las cuentas de EUIB la parte de su nómina correspondiente a su aportación solidaria a la organización (el citado “impuesto revolucionario”) por lo que dejaron de pagar la deuda electoral generada con la que pudieron acceder a esos cargos públicos. En resumidas cuentas, abandonaron EUIB y la deuda que éticamente les correspondía, lo que se había pactado, generando un agujero en las cuentas de EUIB.

Dado que la escisión de los miembros de Iniciativa d’Esquerres del seno de EUIB se produjo de forma unilateral y sin negociación de la deuda, fuentes de EUIB estiman a la baja que el agujero que se generó por esa actuación rondaría los 80.000€.

 
Para finalizar, y recapitulando

¿es cierto que EUIB acumula una deuda de 60.000€?
 (0,06 millones de € prefiere utilizar La Razón 8/11/2013)
Rotundamente sí.


¿es cierto que EUIB estaba en quiebra en 2011?
Estrictamente no. La quiebra es el no poder hacer frente a las deudas. Sin embargo, el aumento en la afiliación (por tanto de los ingresos) y la negociación 
de esas deudas con las entidades bancarias -no sin un gran esfuerzo- lograron que se pospusieran los plazos y que, a día de hoy, EUIB esté más cerca de saldar la deuda. Dado que se está pudiendo hacer frente a las deudas, aunque sea en otros plazos, no se puede hablar estrictamente de una situación de quiebra. 

¿es cierto que esta información se está utilizando para desprestigiar a Esquerra Unida de les Illes Balears y al conjunto de Izquierda Unida?
A todas luces es la teoría más sensata. No obstante, el contraer deudas para competir electoralmente por el poder político con el fin de lograr una sociedad más justa, debería ser motivo de orgullo. Competir electoralmente de forma honesta mediante una organización política que no se deja dopar con fondos que provienen de los favores de la banca o de grandes empresas no debería ser algo extraordinario. La independencia de las ideas y del interés público tiene ese precio. Quienes sucumben a los favores de la banca y de la gran patronal se ven obligados a devolverles el favor.

¿conseguirá EUIB saldar sus deudas de forma definitiva?
Los resultados que auguran las encuestas indican que EUIB tendrá una gran presencia institucional tras las próximas elecciones municipales y autonómicas y, por tanto, un aumento en sus ingresos que le permitirá saldar la deuda abandonada. No obstante, para ello deberá volver a endeudarse, que es lo que la clase trabajadora hace cuando no dispone de medios para hacer frente a sus proyectos como, por ejemplo, adquirir una vivienda. Y si los resultados electorales van acompañados de mucha disciplina interna y de un buen plan del control de las finanzas, se podrá conseguir el saldo positivo en las cuentas e incluso, por qué no, la emancipación económica respecto a la banca.

 

 

 

Share This